Que la tecnología no nos robe la Navidad

10248826 - happy family celebrating christmas at home

Por Juan Camilo Díaz Bohórquez*

La Navidad y la celebración del Año Nuevo son ocasiones especiales para las reuniones familiares, reencuentros con amigos y tiempo en familia que se ha que aprovechar muy bien. Y la tecnología también estará presente por lo que debemos aprender a dosificarla para que no nos arruine esta época.

 

Almuerzos, cenas, novenas, posadas, reuniones, , un sin fin de actividades giran en torno a las fiestas navideñas que corren el riesgo de convertirse en momentos de discusiones, especialmente con los niños y adolescentes a quienes les criticamos el excesivo uso de que hacen de dispositivos móviles y entornos digitales.

Lo primero que debemos tener en cuenta es que vivimos en una sociedad hiperconectada, multipantalla y multicontenidos en donde se ha convertido en un verdadero desafío aprender y enseñar a gestionar con éxito todo este panorama. ¡No es una tarea fácil! Pero existe el compromiso de querer hacerlo, incluso las grandes compañías de tecnología (Orange, Apple, Samsumg) han emprendido campañas para que las familias comprendamos e iniciemos las acciones necesarias para que se haga un uso seguro, responsable y constructivo de móviles, tabletas, videojuegos, etc.

Partiendo del hecho que la tecnología es neutra, es decir, no es buena ni mala sino que todo depende del uso que cada uno le de, veamos algunas actividades que se pueden hacer en familia para disfrute de la Navidad mediadas por la tecnología para sacarle un mejor provecho y no que se convierten en motivo de desencuentro:

Recetas en línea

En las fiestas navideñas se preparan recetas de siempre, pero también es un momento en el cual se puede innovar. Aplicaciones y canales en YouTube ofrecen infinidad de alternativas gastronómicas para esta época. La familia en su conjunto puede trabajar, unos buscando la aplicación, otros alistando los ingredientes, etc.

Compras a tiempo (o a última hora)

Uno del temas complejos en Navidad son las compras: grandes congestiones, filas, esperas, etc. Y para muchos, ir de compras es un problema y una pérdida de tiempo enorme que en ocasiones atenta contra el tiempo que se puede pasar en familia. Hoy día, uno de los grandes usos y beneficios que tiene Internet es el comercio en línea en donde se puede seleccionar el producto deseado y es entregado en la puerta de su casa. Y muchos de ellos con grandes descuentos.

Tan lejos, tan cerca

Así como nos podemos reunir con muchos en esta época, también hay familiares y amigos lejos. La tecnología, tipo Skype o WhatsApp Web, puede ayudarnos a «sentar» en la mesa a quien está lejos. Pero cuidado, esto es en caso extremo, no debe ser lo normal.

Apps para todos

No alcanzamos a dimensionar el tamaño de posibilidades tecnológicas que tenemos al alcance de la mano. Hoy existen muchas aplicaciones para disfrute de la familia, en su conjunto: juegos, lectura, música, entre otros abren espacios de integración y tiempo juntos.
Como vemos, la tecnología puede ser una aliada siempre y cuando la veamos así y seamos creativos en su uso. Finalmente, es preciso aclarar que si bien la tecnología nos puede dar una mano en ciertos momentos, no reemplaza lo mejor de la persona, del otro, su ser y su realidad.

*Juan Camilo Díaz es Comunicador Social y Periodista con Magister en Educación con Énfasis en Desarrollo Humano y Valores.  Profesor investigador del Instituto de la Familia de la Universidad de La Sabana. Investigador, consultor y gestor de proyectos en Comunicación, Familia e infancia. Autor del libro «Los desafíos de la familia en la era digital»

top

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

top